Ads Top


REVIEW: Crítica de PopMatters para el álbum "Joanne"


El sitio PopMatters, perteneciente a la homónima revista internacional de crítica especializada y análisis cultural, publicó recientemente una review del álbum "Joanne" que se suma al conteo de Metacritic.

Otorgando al nuevo lanzamiento una calificación buena, el periodista Evan Sawdey destaca lo energizantes que resultan 'A-Yo' y 'John Wayne', eligiendo a 'Million Reasons' como la canción más autentica. Al mismo tiempo asegura que el disco está líricamente desenfocado, pero a nivel general apuesta a que es un indicio de que el mayor lanzamiento de la carrera de Lady Gaga está por llegar en un futuro no muy lejano. A continuación puedes leer el artículo traducido:


Volviendo a 2008, Lady Gaga respondió a PopMatters 20 preguntas, y aunque sus respuestas fueron cortas y apresuradas, algunas resultaron ser indicativos de dónde estaría casi una década después de los hechos. ¿El mejor consejo que recibiste? "Mi padre me dijo que deje de usar drogas". ¿Sus talentos ocultos? "Ninguno está oculto". ¿La mejor cosa que alguna vez compraste, robaste, o prestaste? "Inventando, construyendo y pagando por mi 'disco stick'."

Sin embargo, la pregunta número siete fue clave: ¿Por qué quieres ser recordada? Su respuesta, un poco más amplia y más que un pequeño cliché, era exactamente lo que tu esperabas: "El ser importante para la música y la cultura, y posiblemente ser el cambio de la cultura pop".

Ocho años más tarde, Gaga está presentando su nuevo álbum de estudio adecuado (asumiendo que tú estás contando a "The Fame Monster" del 2009, que a pesar de todo debe ser considerado un álbum de estudio) en forma de "Joanne", un giro a la izquierda de la música en una carrera que ya ha visto a la nacida en Manhattan, Stefani Germanotta, siendo un efecto de la cultura pop emergiendo de manera sorprendente, en gran medida no sólo al convertirse en un ícono dance-pop y de videos musicales, sino también una actriz ganadora del Globo de Oro, una cantante nominada al Oscar, una artista en el show de medio tiempo del Super Bowl, y, lo más importante de todo, la mejor amiga de Tony Bennett.

Sin embargo, "Joanne" se produce en un momento crucial para Gaga, porque a pesar de que sus recientes actuaciones en los Academy Awards han recibido elogios y su gira con Tony Bennett, tan inesperada como lo era, ella hizo querer a los datos demográficos de artistas como Katy Perry que no se atrevan a tocarla. Su implosivo "ARTPOP" la encontró tan cautivada con la idea de convertir la tendencia dance pop dividida en un "Arte" con A mayúscula que terminó anotando un Top 5 con una canción que contenía la letra “One second I’m a Koons/ ¿Then suddenly the Koons is me”, dejando a su base de fans rabiosos por la decadencia que han llegado a esperar mientras que deja a los críticos y a los fans casuales en el frío. Lo que era único y extraño, ya se había convertido en espera y extravagante.

“Young, wild, American/Lookin’ to be somethin’” [Joven, salvaje, americano/Buscando para ser algo] que describe la canción de apertura 'Diamond Heart', un número confuso que apunta a la biografía, pero se presta a ser demasiado vaga para ser eficaz, sus dispersas y autorreferenciales letras pronto descienden en lugares comunes genéricos (“I might not be flawless, but you know I’ve got a diamond heart” [Yo no podría ser impecable, pero, tú sabes, tengo un corazón de diamante]). Sí, la canción se sitúa en torno a un tema, pero al igual que muchas de las pistas de "Joanne", es difícil determinar dónde se está tomando nada de esto. Dicho esto, sólo dos canciones aquí marcan en el reloj más de cuatro minutos, y si bien esta puede ser una de las pocas veces que Gaga ha mostrado comedido genuino en su discografía, la liberación de un álbum que llega a unos escasos 39 minutos, "Joanne" es sólo cinco minutos más largo que el mini-álbum "The Fame Monster", sin embargo, sorprendentemente, se siente en un alcance mucho menor.

Claro, números como 'A-YO' y golpes locos estrepitosos de 'John Wayne' energizan, recordando a los antiguos fans que Gaga todavía sabe cómo bajar y pasar un buen momento, pero todos estos números de la zona de confort son colocados en la parte superior del tracklist, facilitando a las personas a su nuevo sonido, incluso si es una manera relativamente aventurada (la guitarra en 'A-YO' suena como nada que se escucha en la radio pop, sin embargo). Hay una buena cantidad de familiaridad aquí, y el infierno, incluso la oda al auto-placer 'Dancin' In Circles' continúa su excelente tradición de estafar a Madonna copiando muy cerca la melodía de 'La Isla Bonita', pero al igual que su otra rasgadura de Madonna, el resultado final se siente menos como el robo de lo que hace la interpretación de la nota. Como todos sabemos, la música pop es cíclica (y, a veces, lamentablemente cínica), así como atrevida como los fans más jóvenes de Gaga que pueden ver esta reinvención. La verdad es que Gaga está siguiendo un patrón cuidadosamente trazado por los esfuerzos de "madurar" de antes. "Joanne" en última instancia, demuestra ser más "True Blue" que "Like a Prayer" [álbumes de Madonna].

Sin embargo, no es hasta 'Million Reasons' que Gaga se siente como si estuviera entrando en su propio ser, ya que este número acústico sencillo se siente menos como una producción de BloodPop de lo que hace un gran número de Jimmy Webb. “I’ve got a hundred million reasons to walk away", ella comienza, “But baby, I just need one good one to stay”. [Tengo cien millones de razones para dejarlo. Pero cariño sólo necesito una sola buena razón para quedarme]. Claro, es sensible, pero también es puramente clasicista en el enfoque que, más que 'John Wayne', se siente mucho más radical que cualquiera de su otros intentos de imagen modernizada. 'Sinner's Prayer' tiene un ambiente informal emergente country que no sonara demasiado fuera de lugar en un álbum de Shelby Lynne, mientras que el dúo con Florence Welch 'Hey Girl', barato y lanzado, ya que tiene, como el más gloriosamente himno de poder femenino ocasional registrado hasta la fecha, a las dos damas que dan vocales matadores sin motivos pero es evidente que se divierten en el proceso.
Tan fascinante como todos los desvíos de "Joanne" lo son, uno no puede escapar del sentido de que su disco es menos una declaración coherente de lo que es un experimento necesario, con Gaga intentando en diferentes estilos, pero se niega a asentarse en un tema coherente o un mensaje. Al igual que con "ARTPOP", que está claramente apuntando para las canciones que rozan lo icónico, pero sus letras son demasiado fracturadas para ser eficaces, a la vez que su gran voz se apunta hacia el teatro en lugar de lo emocional, su estética performance natural, consiguiendo en el camino de la verdadera vulnerabilidad, que es la razón por la cual está sobreexcitada en el homenaje a Trayvon Martin, 'Angel Down', que no llega a alcanzar la verdadera catarsis, ya que su post-coro "oohs", traza la línea vocal y nada más, se siente raro e innecesario. ¿Por qué no rompe las secciones de cuerdas para que puedan hacer un poco más del trabajo pesado? ¿Por qué no reducirla a un susurro en vez de poner el melodrama en papel grueso? Es esta misma estética de presentación vacía de todo sentimiento como las canciones de Katy Perry, pero Gaga, en su propio estilo, nunca tuvo que vender la sutileza de la misma manera, por lo que "Joanne", al igual que "ARTPOP" antes de el, es el sonido de Gaga verdaderamente averiguando cuáles son sus limitaciones como compositora e intérprete.

Así que dejarlo en manos de 'Come To Mama', para salvar a la mitad anterior del álbum. Su coro se ve líricamente desenfocado al igual que la mayor parte de este disco, pero el personaje que interpreta, bien derivado de la plantilla de Auntie Mame [película de 1958], se adapta a Gaga mejor que cualquiera de las otras posturas que adopte en "Joanne", aquí es reconfortante y divertida al mismo tiempo que trata de ser puntiaguda y perspicaz, el cinturón de Broadway demostrando ser un ajuste perfecto para aquellos que se sacuden en el coro. Es divertida, es floja, y es natural. La Gaga de la época de "The Fame Monster", fue sin duda un personaje, mientras que en "ARTPOP" era una pose, pensando que estaba dando a la audiencia lo que quería, aunque el resultado final fue tan complicado como una bola de espejos destrozada.

Incluso si "Joanne" no se puede conectar contigo emocionalmente, es, sin embargo, el álbum que hará que los fans y observadores replanteen una vez más lo que saben de la diva atrevida. No te equivoques: incluso con todos sus esfuerzos extracurriculares de dividendos culturales, el mayor logro de Gaga está por venir, y "Joanne", con defectos y todo, se siente como el paso necesario para llegar allí.


Traducción: Lady Gaga Monster Blog
Si copias la traducción, menciona los respectivos créditos.

REVIEW: Crítica de PopMatters para el álbum "Joanne" REVIEW: Crítica de PopMatters para el álbum "Joanne" Reviewed by José Delgado on 10/22/2016 02:51:00 a. m. Rating: 5

No hay comentarios